+Info en nuestras páginas

COMUNICADO DE DISIDENCIA DE 9 FRENTES Y 8 MILICIAS DE LAS FARC-EP: Disidencia con lo que llaman "Pax Romana"

Aclaración de introducción: 

El equipo de OjosparalapazColombia no se pronuncia sobre el siguiente comunicado, ni sobre la disidencia de las FARC-EP.  Pero publica el comunicado porque le parece que parte fundamental de la información alternativa es informar sobre lo que los grandes medios callan.  

Al equipo de OjosparalapazColombia le parece que un proceso histórico de tan alta relevancia como la desmovilización, total, o parcial, de un grupo insurgente, merece que toda la información sea expuesta. Sin censuras.  En la actualidad el Terrorismo de Estado en Colombia sigue asesinando, desapareciendo y encarcelando a activistas políticos y sociales, sindicalistas, luchadores sociales, con la misma intensidad de guerra sucia, paramilitarismo y torturas que antes de la firma del "Acuerdo de Paz" de la Habana. En la actualidad Colombia sigue siendo un país muy rico, pero empobrecido hasta la médula por el saqueo multinacional, un país cuyo territorio está entregado en concesiones a multinacionales mineras. Por lo tanto la guerra sucia y la guerra económica, la represión y los desplazamientos masivos de campesinos causados por el ejército y su herramienta paramilitar funcional al gran Capitalismo, siguen vigentes. 

No hay paz para el pueblo colombiano: decir lo contrario sería un acto de entrega esotérica, sin ningún fundamento real, ni análisis de una realidad objetiva que se sigue escribiendo con el sufrimiento del pueblo, para el enriquecimiento de un puñado de transnacionales.  En este contexto, y por coherencia con el carácter alternativo de la información, consideramos que es deber de información publicar el siguiente Comunicado firmado por una considerable cantidad de Frentes de las FARC-EP:  9 Frentes de las FARC, 7 Milicias Bolivarianas (entre las que se hallan las milicias de las 4 principales ciudades del país), además de una Columna, todos ellos en Disidencia con lo que llaman la "Pax Romana" negociada en Colombia. 

LEER MÁS>...

Colombia: Mocoa, una tragedia poco natural

No hay comentarios:

Por Renán Vega Cantor   I Abril de 2017I

Hemos dicho en reiteradas ocasiones, a propósito de numerosas tragedias ambientales y humanas, que no hay desastres naturales. Lo que se presentan son catástrofes que se originan por acciones humanas que se pueden indicar de manera precisa y cuya responsabilidad esencial recae en empresas nacionales y extranjeras (madereras, mineras, forestales), grandes terratenientes y ganaderos, diversos sectores extractivistas… En contra de cualquier evidencia, los grandes medios de desinformación (RCN, Caracol, El Tiempo…) que convierten cualquier tragedia en una mercancía que se vende y se consume, y de la que obtienen grandes beneficios, señalan que lo de Mocoa ha sido otro desastre natural, como si fuera un castigo divino o la furia irrefrenable de una manigua incivilizada. 
 No hay tal, puesto que para entender las causas que explican lo acontecido en Mocoa es necesario referirse a factores de índole local, y a la manera como los mismos se retroalimentan con factores mundiales, asociados al cambio climático. Las dos cosas están ligadas en forma directa como lo debe mostrar un análisis medianamente serio de lo acontecido.

EMPIEZA EL GENOCIDIO ANUNCIADO: ASESINADO GUERRILLERO DE LAS FARC, RECIEN EXCARCELADO BAJO LA LEY DE AMNISTÍA

No hay comentarios:


EMPIEZA EL GENOCIDIO ANUNCIADO: ASESINADO GUERRILLERO DE LAS FARC, RECIEN EXCARCELADO BAJO LA LEY DE AMNISTÍA 

Nota de OjosparalapazColombia:
Luis Alberto Ortiz Cabezas es la primera víctima guerrillera asesinada en indefensión en una "Zona Veredal Transitoria de Normalización": víctima indefensa asesinada por la herramienta paramilitar del Estado colombiano y el Gran Capital... Así empieza a "cumplir" el régimen colombiano: con el inicio de un nuevo baño de sangre.

Comunicado de la ZVTN "Zona Veredal Transitoria de Normalización" Ariel Aldana   I 20 de 2017I

1-Desentrañando memorias: Entrevista a Inty Maleywa, artista y guerrillera de las FARC-EP

No hay comentarios:

Por Juan Camilo Peña   I Marzo 2017I
PARTE I


Este es el primero de tres ejercicios a modo de relato de la vida de uno de los personajes más representativos en el plano artístico de las FARC-EP. Con este ejercicio se pretende dar a conocer algunos elementos que configuraron la travesía y tránsito de una persona común, su la militancia política y su caminar por las filas de la insurgencia.

"Inti, este nombre es de origen quechua y representa sol, lucha y fuego constante, por eso decidí llamarme así artísticamente. Después de varios años, cuando llegué a la guerrilla, un camarada me decía Maleywa en vez de Malena, Maleywa es una palabra wayuú que significa creadora y simboliza la vida. Este nombre también me gustó; así que decidí unirlos para rescatar nuestros orígenes y a la unión de Inty y Maleywa le di el significado de "lucha por la vida”". I.M.

2- Entrevista con Inty Maleywa, artista y guerrillera de las FARC-EP. Desentrañando memorias

No hay comentarios:

Por Juan Camilo Peña   I Marzo 2017I
PARTE II


En el primer reportaje quisimos “desentrañar” la parte personal de Inty, sus travesías, su origen, su pasado antes de llegar a las filas de la insurgencia, su cotidianidad, sus obras, a las que con corazón y pulso dedica incansables horas en un trabajo interminable, expresar al mundo la posibilidad de encontrar en el arte y la pintura la mágica profundidad de los territorios colombianos. En el presente queremos mostrar otros elementos que Inty referenciará como “desenterrando memorias”. Evocando así mismo la importancia de la mujer en la lucha histórica por la liberación de los pueblos.

3- Desentrañando memorias: Entrevista con Inty Maleywa, artista y guerrillera de las FARC-EP

No hay comentarios:

Por Juan Camilo Peña   I Marzo 2017I
PARTE III

¿Cómo fue la experiencia en Conejo y Pondores (La Guajira) y las muestras culturales y exposición de sus obras? ¿Qué sintió al poder mostrar públicamente sus creaciones artísticas, qué le expresaron las comunidades?
La experiencia que pude vivir en el Punto de Preagrupamiento Temporal (PPT), en la Y de las Marimondas, del corregimiento de Conejo, La Guajira, así como en el Punto Transitorio de Normalización (PTN) Amaury Rodríguez (Pondores) fueron experiencias muy bonitas y fructíferas. Fueron mis primeras oportunidades de compartir con una comunidad, en una exposición, los dibujos realizados en todos estos 14 años. Pude por primera vez explicarle a la gente que no conocía a la guerrillerada, dibujo por dibujo, respondiendo preguntas del porqué hice el dibujo, qué significa y al mismo tiempo pude compartir observando lo que piensa y siente la gente al presenciar el trabajo. Es una experiencia mutua, de comunicación. Voy mostrando, pero a la vez, todos expresan qué observan, qué sienten. Desde este día pude descubrir la magia y la gran importancia de participar en la exposición, ya que no es solo mostrar, es compartir sentimientos que surgen en esos instantes de la apreciación de los observadores.

Los asesinatos de luchadores sociales en Colombia son una advertencia de lo que puede pasar en un futuro contra los guerrilleros desmovilizados

No hay comentarios:


Por: Entrevista de Mario Hernández a Renán Vega Cantor   I Febrero 2017I

Mario Hernández: Me gustaría conocer tu análisis acerca de cómo se están implementando los Acuerdos de paz entre el Gobierno colombiano y las FARC, habida cuenta de que se han producido en los últimos meses una gran cantidad de atentados contra defensores de los DDHH en tu país; de 285 casos de asesinatos en el mundo, se reportan en Colombia 85. Es una situación que por lo menos a los ojos del exterior preocupa y mucho.

Renán Vega Cantor: No creo que preocupe sólo a los ojos del exterior, sino a los ojos de cualquier ser humano, porque estamos asistiendo en este instante en Colombia a una práctica por desgracia conocida y reiterada en nuestro país. Recrudecen los atentados contra luchadores y defensores de los Derechos Humanos como parte de una estrategia claramente genocida que pretende que la legalización de un grupo insurgente quede huérfana. Es decir, que el pasar de la lucha armada a la lucha política sea sin base social, sin dirigentes, sin quién los respalde y eso se logra a través de producir miedo, pánico y desbandada. Máxime si tenemos en cuenta que eso se produce en las regiones del país donde las FARC ha tenido influencia histórica, allí es donde se están presentando atentados y asesinatos como, por ejemplo, el departamento del Cauca, en Antioquia, en Catatumbo, zonas donde ha habido presencia histórica de la insurgencia donde se está dando esta operación de asesinatos planificados, esto no se puede pensar de otra forma, no puede pensarse como algo aislado a lo que está pasando en el país y que no tiene relación con la desmovilización de las FARC.

COLOMBIA: La OTAN y lo que nos faltaba

No hay comentarios:


Por Javier Orozco Peñaranda  I Enero 2017I



No supera la endeudada y dolorida Colombia su conflicto armado interno y ya le andan buscando problemas mayores al matricularla en la OTAN, una alianza militar ofensiva cuyo propósito -tras la Cumbre del 2010 en Lisboa- es asegurar para los Estados Unidos el acceso a los recursos naturales ya escasos, como minerales, agua dulce, gas, petróleo y biodiversidad. Para eso llenaron a Colombia de bases militares imperiales.

El gobierno de nuestro premiado Presidente Juan Manuel Santos avanza con desgano en el cumplimiento de los acuerdos con las FARC y en el combate a los paramilitares, dilata el inicio de los diálogos con el ELN, ni siquiera los autoriza con el EPL, no acepta reducir el tamaño del ejército para dedicar esa plata a construir paz es decir justicia social, pero se muestra culipronto para poner el ejército colombiano a las órdenes de la alianza guerrerista llamada OTAN siguiendo “el ejemplo de España” según animó en el 2015 Félix Sanz Román, director del Centro Nacional de Inteligencia español en su conferencia "Qué puede aportar la OTAN a los países iberoamericanos."

Una paz con pies de barro urdida por Poncio Pilatos

No hay comentarios:

Por Matilda Trujillo Uribe

Esa paz, como un ídolo que se erige sobre las lacras del modelo neoliberal se desintegra en pedazos, y sus fríos metales caen sobre el cuerpo lacerado del pueblo. Consenso que no es de dioses sino de los sectores populares y organizaciones que luchan por sus derechos claman a una voz por el desmonte del paramilitarismo, el más sanguinario enemigo de la paz. Con paramilitarismo no hay paz, dicen diversas organizaciones sociales y políticas, ni la habrá. El presidente Santos tal como Poncio Pilatos se lava las manos : “ Inocente soy de la sangre de este justo. Vosotros veréis.”. Deja libre, para hacer y deshacer, al autor del atroz crimen –del que no se exime- le cambia el nombre para encubrirlo *1, o niega la existencia del monstruo así se vean a lo largo y ancho del país los cadáveres de sus víctimas. Qué de impórtale a él de clase marca Made in USA, esa plebe, los de abajo, ha sido visible con sus hechos y palabras que los asume como enemigos si se atreven a reivindicar y luchar por sus derechos, o a subvertir el orden neoliberal, al que no se debe tocar ni con el pétalo de una rosa. 

La paz de los empresarios. Impunidad y olvido para los financiadores de la guerra contrainsurgente

No hay comentarios:


Por Renán Vega Cantor





Los paramilitares operaron con el imperativo de ejercer el control territorial a cualquier costo, imponer violentamente un nuevo orden social y defender la propiedad privada a sangre y fuego, con el auspicio de militares y ganaderos”.  

Tribunal Especial de Medellín, citado en “Justicia investiga 12.000 empresarios que financiaron a paramilitares”, El Tiempo, mayo 15 de 2015.
 
Tras la firma del acuerdo entre el gobierno de Juan Manuel Santos y las FARC-EP va quedando en evidencia el verdadero sentido de lo que el bloque de poder contrainsurgente (en el que los “empresarios”, vaporoso nombre en el que se encuentran, entre otros, industriales, comerciantes, ganaderos, exportadores, terratenientes y firmas transnacionales) entiende por paz y por fin del conflicto armado. Para esos “hombres de bien” que serían los empresarios, como los denomina cierta jerga periodística, la paz quiere decir simplemente que se desmovilice la insurgencia, se le juzgue por haber ejercido el derecho a la rebelión y no pase nada más. Esto significa que el país sea como siempre ha sido, antidemocrático, desigual e injusto, que no haya ninguna reforma y ellos, los empresarios –los verdaderos dueños de Colombia– sigan tranquilamente con sus negocios, acumulando capital y obteniendo jugosas ganancias (como lo hace a sus anchas el capital financiero y los grandes cacaos, como Luis Carlos Sarmiento Angulo, Carlos Ardila Lulle, o Alejandro Santo Domingo), sin interesar los métodos violentos que muchos de ellos han utilizado para conseguirlas. Para estar tranquilos, esos empresarios exigen que ni siquiera se pretendan establecer los mecanismos que muchas empresas utilizaron para apoyar y financiar a grupos paramilitares, cuyas acciones causaron miles de muertos, torturados y desaparecidos en todo el país, violencia de la cual finalmente ellos se lucraron para ampliar sus propiedades y riquezas.

EL PUTERO: Por qué los hombres buscan mujeres prostituidas y qué piensan de ellas.

No hay comentarios:


Por qué los hombres buscan mujeres prostituidas y qué piensan de ellas. Por Huschke Mau.



Nota de la traductora: “El putero” se designa en alemán con la expresión “der Freier”  que significa “el pretendiente” o “el que está libre”.
Al lado de mi escritorio hay una caja en la que guardo los malos recuerdos. Cada vez que tengo un flashback
o un “pensamiento intrusivo” lo escribo rápidamente en un papel, lo meto en la caja y cierro la tapa. La caja está prácticamente llena. Hoy he removido algunos recuerdos de esa caja porque quería escribir un texto sobre los “pretendientes”. Y sí, digo “pretendiente”, palabra derivada de “cortejar a alguien”, como “ir de cortejo”, y que es un eufemismo para el abuso sexual que cometen los “pretendientes” (léase puteros o prostituidores) en la prostitución y uno de los muchos ejemplos que muestra que vivimos en una sociedad donde la violencia sexual contra la mujer está aceptada, normalizada y subvalorada. El nombre “pretendiente” lo uso, sin embargo, por falta de alternativas y porque las mujeres prostituidas llaman de esta manera a los “clientes” y, sí, porque se puede escuchar un toque despectivo en este término. Intencionadamente no digo “comprador de sexo” porque en la prostitución no tiene lugar el sexo, que se ofrece por una “trabajadora sexual” a un “comprador de sexo”, y que se promociona en una vitrina.

Sorprendentemente, se habla poco de esas personas que ejecutan esta forma de violencia, en vez de esto el tema de la prostitución, en su mayoría, gira en torno de las mujeres que “deberían poder ejercerla”. Escucho siempre cosas sobre todas esas “orgullosas, amables y simpáticas putas”, que alguien conoce, pero que a nadie realmente importan, de la misma manera que también conozco “orgullosas, amables y simpáticas” personas que no tienen otra opción que vivir de ayudas del Estado y, sin embargo, no me desalientan a estar en contra del mejoramiento de este sistema. Rechazar la prostitución no significa rechazar a las mujeres prostituidas, sino haber comprendido el sistema de la prostitución al hacerles a ellas las preguntas en un sistema fundado por los puteros a través de su demanda.

Libro valeroso de un pensador perseguido por el terrorismo de Estado

No hay comentarios:

Por Renán Vega Cantor



Reseña de "Las FARC-EP (1950-2015): Luchas de ira y esperanza", de Miguel Ángel Beltrán Villegas, Ediciones Desde Abajo, Bogotá (2015)
Libro valeroso de un pensador perseguido por el terrorismo de estado



“Protestar es negarnos a ser reducidos a cero y a que se nos imponga el silencio. Por tanto, en cada momento que alguien hace una protesta, por hacerla, se logra una pequeña victoria. El momento, aunque transcurra como cualquier otro momento, adquiere un cierto carácter indeleble. Se va y sin embargo dejó impresa su huella”.
John Berger
 
1
Escribir se convierte en un acto de rebelión si se hace contra las corrientes dominantes y contra el orden establecido, y máxime cuando se escribe soportando la persecución o desde la cárcel. Si se escribe en condiciones tan adversas se mantiene la rebeldía y la insumisión, puesto que uno de los objetivos supremos del Terrorismo de Estado radica en eliminar las voces y las plumas críticas, bien mediante la cooptación o recurriendo a la intimidación y al silenciamiento brutal. El propósito es claro y de tinte fascista, como lo evidencia el ejemplo de Antonio Gramsci, a quien el fiscal que lo acusaba quería impedir que su cerebro funcionara durante veinte años. Como se sabe, tal propósito fue en vano, porque, entre los barrotes y la censura, aquél produjo una de las obras intelectuales y revolucionarias más importantes del siglo XX. Miguel Ángel Beltrán, en la estela de Gramsci, no ha renunciado a lo que mejor sabe hacer: pensar y escribir, y por ello nos ha entregado en los últimos seis años una trilogía desde la cárcel. Crónicas del “otro” cambuche, La vorágine del conflicto colombiano. Una mirada desde las cárceles y ahora Las FARC-EP (1950-2015): luchas de ira y esperanza, obras que constituyen el legado rebelde de su producción intelectual.


El tema y el enfoque de este último libro ya es un acto de rebelión, a lo que debe agregarse que allí se presenta una visión crítica, alternativa, seria, rigurosa y documentada sobre un hecho crucial en la historia contemporánea de Colombia, sobre el cual se han erigido unas “verdades” oficiales que aparecen como indiscutibles por parte de la academia, y que en estos tiempos es necesario empezar a desmontar y a criticar a fondo, porque poco ayudan a la construcción de otra Colombia. Esas mentiras, convertidas en verdad de tanto ser repetidas, se impusieron a rajatabla durante el malhadado período 2002-2010, cuando los intelectuales orgánicos del régimen vendieron la idea de que somos una “democracia asediada” por el “terrorismo” y por eso había que apoyar al cruzado de la guerra, que se presentaba como el nuevo mesías que venía a salvar al país e iba a derrotar a la insurgencia en un lapso de seis meses.

PLAN COLOMBIA, PLAN DE RECOLONIZACIÓN. Por Renán Vega Cantor.

No hay comentarios:

Por Renán Vega Cantor I Abril de 2016I

El 4 de febrero pasado se reunieron en Washington Juan Manuel Santos y Barack Obama, para conmemorar los quince años de puesta en marcha del mal llamado Plan Colombia, un verdadero programa de recolonización de nuestro país por parte de los Estados Unidos. Si, la recolonización a doscientos años de la primera independencia es lo que ha significado el mencionado plan y eso fue lo que celebraron con bombos y platillos los amos y sus lacayos. No de otra forma pueden entenderse las palabras, plenas de sumisión y entreguismo vergonzoso de Juan Manuel Santos, cuando afirmó: “Hoy es un día para agradecer. Hoy vuelvo a Washington para dar las gracias al pueblo y al Gobierno de los Estados Unidos por el apoyo que han dado a Colombia en los últimos 15 años, y para proyectar nuestra cooperación en los años que vienen”.



Programa contrainsurgente

Desde el momento en que se concibió el Plan Colombia en 1999, durante el segundo mandato de Bill Clinton (1991-1999), quedó claro que este era un programa contrainsurgente, cuyo objetivo principal consistía en fortalecer las fuerzas represivas del Estado colombiano, seriamente debilitadas por los golpes de la insurgencia de las FARC en la segunda mitad de la década de 1990. Mientras se efectuaban los diálogos en el Caguán, el gobierno del conservador Andrés Pastrana, como éste lo ha reconocido después, impulsaba una reingeniería de las Fuerzas Armadas, con la finalidad de sabotear esos diálogos y asumir una nueva fase de la guerra, de tierra arrasada, bajo la tutela de los Estados Unidos. 

El Plan fue elaborado en los Estados Unidos, tanto que su redacción original fue en inglés, y en su aprobación desempeñaron un papel principal los productores de armas y artefactos bélicos, puesto que ellos serían los principales beneficiarios, como en efecto lo han sido, de la “ayuda” militar de los Estados Unidos. 

Debe resaltarse el carácter contrainsurgente del Plan Colombia, aunque en principio, antes de los sucesos del 11 de septiembre de 2001, se le presentara como un instrumento en la lucha contra el narcotráfico. A su vez, la política contrainsurgente, en la que coincidieron los cipayos criollos y sus amos estadounidenses, se convertía en el medio para recolonizar a Colombia. Esto es necesario recalcarlo, porque a quince años del comienzo del Plan Colombia, gran parte de los balances lo siguen examinando como si hubiera sido diseñado para enfrentar la producción y comercialización de narcóticos. Quienes se centran en este asunto señalan que ha sido un fracaso, porque en Colombia se sigue produciendo cocaína que fluye rauda hacia el exterior. Esto es desviar la atención sobre la magnitud de los crímenes que se derivan de la aplicación del Plan Colombia, un resultado directo de la contrainsurgencia y de la nueva colonización. 

En el caso de la “guerra contra las drogas”, es dudoso suponer que a Estados Unidos le interesa que se acabe la oferta de narcóticos, ya que eso es un pretexto permanente que justifica sus intervenciones en diversos países del mundo (Colombia, México, Afganistán, para recordar algunos de los ejemplos emblemáticos). Por ello, no sorprende que luego de quince años Colombia siga siendo el primer productor mundial de cocaína y los negocios alrededor de la misma se hayan expandido por el sur y el centro del continente. 

La trampa analítica consiste en aceptar que el Plan pretendía solucionar el problema del narcotráfico, lo que es quedarse en el terreno de las apariencias, sin ir al fondo de la cuestión, y creer a pie juntillas lo que literalmente se dice en los documentos del Plan.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
COMPARTIR ARTÍCULO EN:

Artículos de análisis más leídos

Otros Artículos entre los más leídos

Documental ‘Falsos positivos-Crimenes verdaderos’

Fosa común más grande de América Latina [2.000 cuerpos en La Macarena]

Seguidores en